17/11/08

canseco por un día


Que me haya convertido en un hombre de provecho con un trabajo respetable no significa que haya abandonado la vida nocturna, sobre todo si está relacionada con lo musical. Aparte de sacar disco con The Royal Suite en diciembre y de actuar esporádicamente con Los Silverbacks y ahora con Sen Sei Segovia, de vez en cuando también soy uno de los Canseco de mi nuevo compañero de piso, Jose Carreño. La última vez fue el 22/10 en la sala Asklepios, teloneando a Sidecars, la banda del hermano pequeño de Leiva. No voy a añadir nada sobre el concierto que no se haya dicho en esta crítica. Y con respecto al backstage hay que reconocer que los Canseco me hicieron sentir como si llevara con ellos toda la vida. Los Sidecars por su parte estuvieron muy bien, unos chavales majísimos, nada divos, atentos con los fans pero orgullosos de ser una gran banda. Unas cervezas, unos intercambios de guitarras en la prueba de sonido, firmar juntos los carteles para el público... lo normal para un miércoles noche.

Me acordé mucho de ellos (y de sus madres) a la mañana siguiente en el trabajo.

Lo de Jose y yo haciéndonos fotos de pedo con grupos se está convirtiendo en una tradición

4 commentaires:

Si, es la típica entrada de "qué bien me lo paso con los colegas" que no interesará a nadie. Lo siento, ya tocaba.

Además, en 100% Apocalypso!!! hay una entrada mucho más interesante sobre la rubiedad en el rock. Pasen y lean!!!

eyyyy esto se avisa !!!!!!!!

Chulísima la foto de blanco y negro.

Se ha producido un error en este gadget.